Como prevenir los accidentes de tráfico

¿Cómo prevenir accidentes de tráfico por descuido e imprudencia?

 

 

Como bien se ha repetido en este blog, conducir es un arte que solo pocos saben hacerlo adecuadamente. Es bastante lamentable, como han aumentado los accidentes de tráfico en las carreteras españolas, los cuáles se han cobrado la vida de 1.165 personas en el pasado 2017.

 

 

Aunque esta cifra es alarmante debido a que supera a la de años anteriores, aún se siguen viendo las carreteras españolas como “circuitos de formula 1”, en las cuáles sus conductores luchan por ganar la carrera de llegar a sus destinos en menor tiempo.

 

 

En épocas vacacionales es cuando más se registran accidentes de tráfico, debido a que en estas fechas se aumenta el consumo de alcohol y drogas en la población, lo cuál contribuye a la incidencia de estos hechos viales con muertos. 

 

 

Las autoridades españolas en materia de tráfico, han hecho hasta lo incansable por evitar que sigan ocurriendo este tipo de tragedias, instando a una conciencia cívica y sobria frente al volante tanto por parte de los conductores como también de los peatones. 

 

AUTOESCUELA EL RIO EN GRANADA

- POR UNA CONDUCCIÓN SEGURA -

Prevenir es la mejor forma de evitar dolores y sufrimientos posteriores porque no resulta nada atractivo y deseable, tener que identificar cadáveres en una morgue como tampoco lidiar con alguien discapacitado como consecuencia del descuido e imprudencia.

 

 

Un 80% de los accidentes de traáfico que son vistos con asombro en telediarios o secciones informativas de prensa local son prevenibles, por lo tanto pueden evitarse.

 

Dejar complejos e inseguridades a un lado cuando se conduce es una medicina segura, que contribuirá con la disminución significativa de estas cifras tan rojas.

 

El uso de dispositivos móviles y el exceso de velocidad son las primeras causas de accidentes de transito.

La invasión digital nos está jugando en contra y de la peor manera. Las personas se han vuelto adictas al ciberespacio de la peor manera. El uso de dispositivos móviles cuando se esta conduciendo es una de esas tantas causas tan comunes como absurdas, porque no cuesta nada dejar los mensajes de Facebook o Whatsapp para otro momento de menos ocupación.

 

 

Esta conducta tan nociva como peligrosa ha sido culpable de miles de muertes, debido que es imposible mantener la concentración al volante, cuando se está ocupado con estos dispositivos, produciendo choques, despeñamientos y arrollamientos por andar más pendiente de las fotos del cumpleaños del amigo o el estado sentimental de la ex pareja.

 

 

Cada cosa tiene su tiempo y su lugar pero pareciera que nadie lo entiende en esta época de globalización, sin considerar que la prevención de los accidentes de transito se encuentra en dejar los excesos a un lado y ubicarse en lo que realmente importa.

 

Otro factor común en los accidentes de tráfico es la conducción con exceso de velocidad, la cuál es también motivo de un sinfín de muertes tanto de conductores, pasajeros y peatones, quienes pagan con sus vidas las consecuencias del apuro e imprudencia en el volante.

 

Aún cuando se estima que durante el 2017, se recaudaron casi 6.000.000 de euros sólo con motivo de multas por exceso de velocidad, seguimos viendo como “normal” que se conduzca a más de 120 KM/H porque se está estresado o por sentir adrenalina, sin pensar que se está jugando con la vida de muchas personas.

 

El uso del cinturón de seguridad es una excelente forma de prevención

Esta medida de seguridad sería digna de una saga de Hollywood debido a que su repetición ha sido tan constante, que algunos ya la consideran como un himno nacional para la prevención de accidentes.

 

El uso del cinturón de seguridad en conductores y pasajeros es imprescindible para salvar vidas, puesto que les mantiene inmóviles en una sola posición durante posibles colisiones o despeñamientos, lo cuál permite que no salgan expulsados por las ventanas ni padezcan traumatismos severos como consecuencia del impacto.

 

Muchos no le darán importancia o lo considerarán como algo absurdo u obsoleto, pero no saben que tienen el poder de resguardar sus vidas con solo abrocharse el cinturón.

 

Y si no fuese así, no existirían legislaciones tan severas dentro de la Eurozona, que enmarcan como falta de suma gravedad, la ausencia del cinturón.